Tati Mercado se proclama Campeón STK 1000 en Francia

Tati Mercado se proclama Campeón STK 1000 en Francia

Escrito por: Gloria   @daysofglory    7 octubre 2014     Comentario     2 minutos

El piloto Tati Mercado conseguía el pasado fin de semana uno de sus grandes sueños, convertirse en campeón de Superstock 1000, así que mucha acción en el circuito de Magny-Cours y nervios, pero finalmente el piloto argentino lograba este gran momento y se llevaba este título, que también era el primero para el equipo Barni Racing.

Después de una emocionante última carrera de la temporada, Leandro ‘Tati’ Mercado ha conseguido a la edad de 22 años la Copa FIM Superstock 1000, sin duda un gran momento para el joven piloto, además en la primera temporada de ambas partes juntas compitiendo. Mercado hizo su debut en STK1000 en 2011 y, después de una temporada completa en la categoría, el piloto decidió cambiar a la clase de Superbike al año siguiente, pero después volvería a este campeonato para correr las últimas carreras del 2012 y en 2013 volvió completamente, al igual que en 2014, siendo en este presente año uno de los favoritos junto al Barni Racing Ducati.

Mercado llegaba a la prueba de Magny-Cours esta temporada habiendo conseguido dos victorias y con cinco puntos de ventaja sobre el otro candidato al título Lorenzo Savadori que también había ganado dos carreras durante la temporada, así que pura emoción en esta última cita del año en Francia. A pesar de la presión, Mercado conseguía gestionar la situación y mantenerse concentrado hasta la bandera de cuadros en cuarta posición, mientras que Savadori era sexto después de caer en la última vuelta siendo líder de carrera.

El joven piloto argentino es el segundo piloto no europeo que gana la Copa FIM Superstock 1000 después del australiano Brendan Roberts, que ganó en 2008 sobre una Ducati, siendo el primer sudamericano en lograrlo.

Muchas felicidades Mercado.

Fuente | WorldSBK

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.